Desde hace algunos años el aumento de glúteos ha obtenido un gran auge en las clínicas de medicina estética. Aunque en muchas ocasiones las personas invierten gran cantidad de tiempo en ejercicios especiales que trabajan esta zona muscular, los resultados más notorios se obtienen a través de una cirugía ambulatoria, la cual se puede presentar como aumento de glúteos con prótesis o sin prótesis.

Esta intervención tiene el objetivo específico de conseguir un mayor volumen en la parte trasera del cuerpo, lo cual regala al paciente una silueta curvilínea y atractiva. Esta es la base de la medicina plástica, conseguir una armonía entre las proporcionalidades del cuerpo, cuyas medidas se adaptan a los nuevos cánones de belleza.

¿Qué es una gluteoplastia o aumento de glúteos?

Una gluteoplastia también conocida como aumento de glúteos es una intervención estética de carácter ambulatorio, es decir, no amerita un ingreso hospitalario. Su función básica es aumentar el volumen de esta área. Gracias a ella se obtiene una mejor forma y tamaño de los glúteos, lo que podría lograrse a través de implantes o con la propia grasa del cuerpo, e incluso existe una tercera forma que involucra ambas técnicas. 

1. Aumento de glúteos con prótesis 

Este método se emplea cuando el paciente es muy delgado y no cuenta con suficiente grasa corporal. La prótesis en el aumento de glúteos puede ser añadida al cuerpo encima, dentro o detrás del músculo, siendo esta última la técnica más empleada por los especialistas, aunque todo dependerá de las particularidades de cada paciente.

Entre las preguntas más frecuentes de este método se encuentran la diferencia entre las prótesis de glúteos y si se debe realizar una segunda intervención ambulatoria para cambiarlas, esto no es necesario, ya que son fuertes. Estas prótesis solo requieren de un control por ecografía, a menos de que se sufra un accidente.

2. Aumento de glúteos con grasa

Esta técnica de aumento de glúteos con grasa es también conocida como lipotransferencia o lipolifilling. Tiene como objetivo extraer grasa de zonas del cuerpo para ser transferidas a otras, en otras palabras, un autotrasplante. 

En cuanto a las zonas más frecuentes para realizar este tipo de intervenciones quirúrgicas se encuentran la cara, el cuello y el pecho. Pese a esto, el de glúteos es el más aclamado por los pacientes.

La grasa que es extraída se purifica y enriquece antes de ser ingresada nuevamente al cuerpo, lo cual ayuda a dar forma y volumen a los glúteos, otorgando una forma más atractiva. 

Cabe destacar que tal y como se mencionó existe también una técnica combinada, para aquellas personas que no cuenten con la cantidad de grasa necesaria. Por otra parte, en la actualidad se ha implementado la inyección de ácido hialurónico para el aumento de glúteos, lo cual sería una buena opción para los que deseen un método menos invasivo, aunque su durabilidad no sobrepasa los 12 meses. Si deseas tener más información sobre los mecanismos implementados en la cirugía estética, no dudes en comunicarte con Clínica Estética Málaga. Forma parte de nuestra comunidad y mantente al tanto de todas las novedades.